Se distingue debate energético por berrinches y discusiones estériles entre partidos

Publicado el junio 12, 2014, Bajo Nacional, Política, Autor @gabriel_Mzuma.

Foto: Oro Noticias

Foto: Oro Noticias

Berrinches del presidente de la Comisión de Energía, el priista David Penchyna, quien amagó con renunciar ante su coordinador Emilio Gamboa; desplantes de la bancada del PAN por la “ausencia de debate”; peticiones de “moción suspensiva” de PRD y PT, y hasta una acusación por “la promiscuidad y el hacinamiento” en que sesionan los dictaminadores del primer paquete de cuatro leyes secundarias energéticas, han caracterizado las primeras 12 horas del proceso más complicado del Senado.

Con información de Agencia Proceso
• México, D.F. (junio 12, 2014) – Durante 10 horas, los integrantes de las comisiones de Energía y Estudios Legislativos Primera discutieron la validez legal del formato de debate propuesto por las presidencias, ya que los legisladores de PRD, PT y uno del PAN argumentaron que violaba el reglamento del Senado y emprendieron críticas contra Penchyna, el mismo legislador priista que días antes llamó “idiotas” a quienes criticaron que se “empalmara” el debate con el Mundial de Futbol.

Ayer a las 20:00 horas, cuando se entrampó el debate, Emilio Gamboa Patrón propuso un receso para que los coordinadores de las bancadas resolvieran darle agilidad al procedimiento.
Penchyna se molestó y amagó a su coordinador con renunciar a la presidencia de la Comisión de Energía, según trascendió entre los senadores.
En respuesta, Emilio Gamboa respaldó al legislador hidalguense que lo mismo se pelea con opositores que regaña a los asistentes a la sesión de comisiones y califica de “mentiroso” al expresidente brasileño Lula da Silva, por criticar el mexican moment.

Después de las 22:00 horas, los senadores aprobaron finalmente, con nueve votos a favor y cinco en contra, el formato de debate que criticaron perredistas y petistas.

La mayoría de PRI, PAN y PVEM se impuso, pero el coordinador perredista Miguel Barbosa recordó que había una petición de su partido para la “moción suspensiva”, al considerar que se violentaba el reglamento.

Este martes 11, las comisiones reanudaron sesiones con el mismo punto: si se violaba el reglamento y si se esperaba el dictamen de la Comisión de Régimen y Prácticas Parlamentarias, presidida por el panista Javier Corral, quien estuvo desaparecido en medio de la incertidumbre de perredistas y petistas.
El priista Enrique Burgos, presidente de la Comisión de Gobernación, argumentó que no se podía proceder a la “moción suspensiva” porque este mecanismo parlamentario sólo se aplica en los debates ante el pleno y no en comisiones.

De nuevo Emilio Gamboa volvió a intervenir en la sesión de comisiones unidas para exhortar a sus homólogos de PRD y PT que iniciaran el debate sobre el contenido de las leyes, pero fue demasiado tarde porque ya el coordinador del PAN, Jorge Luis Preciado, y el senador Salvador Vega Casillas, anunciaron que su partido se ausentaba del debate mientras “las izquierdas mantengan la estrategia de retrasar la discusión”.
“Decir que no se les escucha me parece incorrecto”, reprochó Gamboa Patrón a los legisladores de izquierda. Luego solicitó a éstos que le entraran al debate, en lo general, de las leyes de Hidrocarburos, de Inversión Extranjera, Minera y de Asociaciones Público-Privadas.
“Ustedes creen que se está violando el reglamento, nosotros creemos que no, alguien lo va a tener que dictaminar. ¿Qué pido? Ya no discutamos eso, vayamos a lo que nos convocan, a tratar con un gran orden los cuatro paquetes que ya se han presentado”, exhortó.

Se “ausenta” PAN

En el momento de la distensión, los panistas Jorge Luis Preciado y Salvador Vega Casillas anunciaron que su partido se retiraba de la discusión y comisiones, dejando solo a su correligionario Raúl Gracia, presidente de la Comisión de Estudios Legislativos Primera.
“No tiene caso seguir perdiendo el tiempo”, se quejó Vega Casillas. Para el panista, PRD y PT sólo recurren a “prácticas dilatorias”.

Por su parte, Preciado confirmó que existe una mesa de negociaciones entre PRI, PAN y gobierno federal para “construir la reforma energética” que ha impulsado su partido.

Un día antes, Acción Nacional planteó sus seis temas “irreductibles” para votar a favor del paquete de leyes del Ejecutivo federal.

“Y lo hemos hecho abiertamente y no ocultamos que estamos tratando de llegar a un acuerdo. Eso así se hace en las prácticas parlamentarias cuando hay dos visiones que coinciden. Se sientan a la mesa y acuerdan”, justificó Preciado.

El coordinador de los diputados del PAN, Luis Alberto Villarreal, presentó la Ley de Transición Energética sobre energías verdes y renovables para que se dictaminara en este proceso.

El PAN argumentó que con esta iniciativa se cumplirá con la meta para que en 2024 al menos 35% de las energías del país sean “limpias”, con lo que se reducirán costos y se frenará la dependencia hacia los hidrocarburos.

Se beneficia a trasnacionales: PT y PRD

Hasta pasadas las 13:00 horas inició el debate con los posicionamientos, en lo general, de PRI, PVEM, PT y PRD sobre el proyecto de dictamen de cuatro iniciativas de ley.

La senadora del PRD, Dolores Padierna, denunció que la Ley de Hidrocarburos, reglamentaria del artículo 27 constitucional, se redactó para darle certeza jurídica a las trasnacionales y dejar a un “puñado de funcionarios” el manejo de las dos principales empresas del país: Pemex y CFE.

Padierna alertó que con los cambios a la Ley Minera –y también a la Ley de Inversiones Extranjeras– se crearía un nuevo sistema de “tiendas de raya” para los poseedores de las tierras originales que serán concesionadas a los privados.

Y estimó que cerca de 400 mil kilómetros cuadrados serán repartidos para la explotación de energéticos.

Por su parte, Manuel Bartlett, coordinador del PT, coincidió en que son intereses trasnacionales los que han presionado para aplicar una apertura indiscriminada y aplicar modelos de contratos que afectarán a Petróleos Mexicanos.
El priista Ascención Orihuela defendió las reformas porque, según él, darán “seguridad energética”, crearán empleo y garantizarán el desarrollo del sector.
A su vez, la senadora del PVEM, Ninfa Salinas, aseguró que estas reformas coinciden con los objetivos planteados en la reforma constitucional, aprobada en diciembre de 2013.
Los posicionamientos de los partidos se realizaron en medio de un evidente vacío de los legisladores del PAN y algunos del PRI que se ausentaron de la sesión.

Sin embargo, David Penchyna pidió varias veces a los asistentes que guardaran silencio, interrumpiendo a los senadores. El perredista Fernando Mayans criticó la “promiscuidad y el hacinamiento” en el que se desarrollan las sesiones de comisiones dictaminadoras. Por ello pidió que se cambiara de salón.
Penchyna simplemente hizo como que la virgen le hablaba… Y el singular monólogo continuó después de un receso vespertino.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: