¿RENUNCIA PEÑA? por ‏@iusfilosofo

Publicado el Noviembre 25, 2014, Bajo Columna de opinión, Autor MonaLisa.

4. RENUNCIA PEÑA
Por: Samuel Hdez Apodaca en Iusfilosofando

En mis entregas anteriores he referido como los Peña Boys -el equipo cercano a Enrique Peña- se ha aferrado a su cargo y se han mantenido en su secretaria como una parcela particular de poder – QUE SE VAYAN – que les permite a ellos y a su séquito gozar de salario, estructura y reflectores para la próxima contienda interna donde se definirán las candidaturas a Diputados Federales y las cuales les permitirá colocar a su amigos y colaboradores en una curul.

Lo cierto es que varios de ellos debieron de haberse ido por su clara incompetencia para resolver los problemas que enfrenta el país y que nos han colocado en los peores lugares del desarrollo humano no solo de América Latina sino del mundo. Secretarios que van desde el “aguanta Rosario” hasta el “Ya me cansé”.

Pero parece que al señor de Los Pinos le tiembla la mano para tomar decisiones al respecto, y despedir a sus subordinados o tal vez pues no ha logrado el consenso necesario para remover a sus funcionarios; lo que es visible es el poder, la influencia y disputa entre Osorio Chong y Videgaray Caso por la sucesión presidencial. Lo cierto es también que aunque han desaparecido 43 normalistas, no hemos escuchado a los dueños de ciertos Organismos Civiles decir con lágrimas en los ojos “sino pueden renuncien”.

Peña se niega a obedecer la Constitución que en su artículo 89 que señala las facultades y obligaciones del Ejecutivo, entre ellas las de la fracción II. Nombrar y remover libremente a los Secretarios de Estado, remover a los embajadores, cónsules generales y empleados superiores de Hacienda, y nombrar y remover libremente a los demás empleados de la Unión, cuyo nombramiento o remoción no esté determinado de otro modo en la Constitución o en las leyes. Se resiste tal vez porque quiere mantener la imagen de “hombre fuerte” al que ni las manifestaciones le quitan el sueño, pero un hombre que se empecina en fantasear una realidad incierta.

Mientras eso ocurre, el país no aguanta más y parece que los mexicanos no están dispuestos a seguir tolerando la ineficacia del inquilino de Palacio Nacional. Las “Cajas chinas” ya no tiene el mismo efecto distractor para una sociedad que tiene claro los temas relevantes para el país.

Ayotzinapa y “La Casa Blanca” son dos temas relevantes de la agenda actual que parecen darle una segunda oportunidad a los mexicanos para conocer la realidad del país, la realidad que los estudiantes de la Ibero le gritaron a Peña en 2012 y que provoco la primera movilización contra Peña. La realidad es otra y no pasa por la televisión, esta realidad se va conociendo con canales paralelos de comunicación y que han hecho que en las últimas grandes movilizaciones por el caso Ayotzinapa, muchos ciudadanos hayan pedido la renuncia de Peña Nieto.

Sobre dicho tema, no hay que perder la realidad, si bien el artículo 84 constitucional refiere que “En caso de falta absoluta del Presidente de la República, en tanto el Congreso nombra al presidente interino o substituto, lo que deberá ocurrir en un término no mayor a sesenta días, el Secretario de Gobernación asumirá provisionalmente la titularidad del Poder Ejecutivo”. Lo cierto es que con el escenario actual no le conviene al país tener a Osorio Chong como presidente provisional, o ¿Acaso ya olvidaron que la escuela normal rural Luis Villarreal de la comunidad El Mexe, fue cerrada cuando Chong era gobernador de Hidalgo?

Este primer escenario –Osorio Chong presidente- se actualizaría “Cuando la falta absoluta del Presidente ocurriese en los dos primeros años del período respectivo” (Artículo 84 constitucional tercer párrafo) es decir antes del primero de diciembre, pero si ocurre después, opera otro escenario, veamos “Cuando la falta absoluta del Presidente ocurriese en los cuatro últimos años del período respectivo, si el Congreso de la Unión se encontrase en sesiones, designará al presidente substituto que deberá concluir el período”. (Artículo 84 constitucional quinto párrafo). Es este escenario, la lista de personajes para suceder a Peña se incrementa y los nombre no son del mejor linaje. Considerar esta hipótesis abriría una lucha por el poder de los poderes más oscuros, saldrían a la luz los siniestros personajes que hoy solo se encuentran a la sobra del poder.

Siendo realistas e invito a que lo seamos, no se actualizarán la hipótesis primera del 84 constitucional, por más que Osorio Chong quisiera, ni tampoco la segunda aun cuando sea la aspiración de Manlio y su pandilla, los poderes facticos son muy fuertes y aún falta una sociedad informada, organizada y con capacidad de movilización. La única realidad visible y alcanzable para los mexicanos es restarle poder al Establishment actual, es decir, quitarle el Congreso a Peña y de mostrar que el poder ciudadano es bastante como darle ordenes desde la Cámara de Diputados, que es la responsable de aprobar el presupuesto y la ley de Ingreso.

Vivamos la realidad, quítale el Congreso a Peña es mi propuesta.

Por hoy es todo, nos leemos la próxima. Carpe diem.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: