EPN un traidor que comete genocidio económico; 84.4 % de la población se encuentra en pobreza: expertos

Publicado el junio 13, 2015, Bajo Nacional, Autor LluviadeCafe.

epn.jpg_1718483346
REVOLUCION  3.0

Los resultados de la elección intermedia del domingo pasado indican que Enrique Peña Nieto ha obtenido la mayoría absoluta en la cámara de Diputados. El número aproximado de curules que podrían obtener es de 253, en unas elecciones calificadas por algunos expertos como ‘atípicas’.

“El pasado proceso electoral tuvo algunos cambios a resaltar, en primer lugar, son las primeras votaciones donde el Ejército, la Marina y la Policía Federal ocuparon Oaxaca, Chiapas, Guerrero y Michoacán, nunca había ocurrido dicha situación; las fuerzas armadas  amedrentaron a quienes organizaban movimientos para evitar las votaciones, y por otro lado, obligaron al resto de la población a que votara por miedo al terror, miedo a la represión, miedo a quedar en listas de personas que saldrían afectadas de una u otra manera de no sufragar, sin contar aquellos quienes vendieron su voto”, explica aRevolución TRESPUNTOCERO el Doctor Jorge Montemayor Aldrete.

Continúa y comenta que aun cuando el porcentaje de abstención es usual en votaciones intermedias, uno de los cambios fue que poco más de 5 millones de personas no sufragaron por no estar de acuerdo con el sistema de represión; con un 53 % de abstencionismo, más un 6 % de votos nulos, un 59 % de mexicanos en edad de votar no quisieron hacerlo, es decir, 6 % de todo el universo de votantes decidió no salir a las urnas, y dado a que lo anterior ya se visualizaba, “el sistema estaba muy nervioso, ya que por primera vez hubo una campaña, por parte de todos los partidos, a favor del voto y en contra de la abstención, un cambio más se había dado; un cambio más fue que las votaciones se plantearon como un dilema, donde o se elegía la vía electoral o las armas y si no se votaba, entonces eras un violento”.

También asegura que el actual gobierno usa diversos mecanismos mediante los cuales el Estado mantiene la obediencia del pueblo, refiriéndose a los resultados donde nuevamente el PRI ha recibido el apoyo de casi todo el territorio nacional, explicando que algunos de los instrumentos para sufragar a favor de un determinado partido, muchas veces son la amenaza de desempleo, la no inscripción en programas sociales, ataques en contra de negocios, casa y familia, por citar ejemplos, sin faltar la compra del voto, como se pudo observar con la repartición de televisiones, despensas y/o dinero.

Montemayor Aldrete detalla que al mantener Peña Nieto la mayoría en el Congreso, el PRI “va a imponer la instrumentación de las reformas energéticas; tratar de imponer la reforma del agua, legislar para impedir las manifestaciones públicas; recortará aún más el gasto público federal, además habrá cientos de miles de desempleados por parte del gobierno; a largo plazo va seguir la crisis con crecimientos, incluso menores que éste, por diversas razones es probable que la economía no crezca, ni exista inversión sobre energéticos, por ahora podría aún quedar unos 10 o 15 años el estancamiento de la economía”.

Sobre el tema, la organización civil Mexicanos Unidos propuso una nueva opción, donde se expone “luchar con la Constitución en la mano, con el fin de recuperar la libertad del pueblo”; sus principales puntos son: “la defensa del petróleo, el no reconocimiento de las ‘inconstitucionales’ reformas que llevó acabo el poder ejecutivo, diputados, senadores que votaron traicionando la constitución y los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación”, asimismo se aseguró que “este camino busca cambiar el país, recuperar la libertad con la Constitución en la mano, porque el pueblo nunca ha sido quien desate la violencia, sino el Estado, en este caso un Estado subversivo, violador de la Constitución, traidor a la patria, que pretende entregar los bienes al capital extranjero, aun cuando son de la nación y no del gobierno, ni de los Estados Unidos, y riquezas de las que depende la supervivencia de las generaciones actuales”.

Montemayor Aldrete afirma, en cuanto al tema económico, que “los únicos países que mantienen un crecimiento, son los que tienen independencia económica respecto al Fondo Monetario Internacional y al Banco Mundial, ya que ellos no tienen que abrirse las venas para darle de comer al imperio global. México no crecerá porque es el lame suelas del imperio, y como muestra, cuando intentó hacer comercio con China, Estados Unidos lo impidió. Es así como en este momento Peña Nieto está cometiendo genocidio económico, si tomamos en cuenta que el 84.4 % de nuestra población se encuentra en pobreza, según el Banco Mundial”.

“Peña Nieto además de ser un genocida económico, es un traidor a la patria; el proyecto de los traidores y de sus amos es dividir el país en tres ‘Texas’, uno es toda la costa petrolera y el golfo de México, ‘la faja de oro’; Texas dos será todo el sur de México donde hay agua, así en un extremo controlan el petróleo y del otro el agua; la tercera zona sería donde no hay ni energéticos, ni agua, habiendo solamente mexicanos: se ejercerían políticas de despoblación”, puntualiza Montemayor Aldrete.

Y agrega: “el gobierno no invirtió millones de dólares en armas por nada, se está preparando para reprimir, porque el pueblo no acepta las mutilaciones a la Constitución, va empezar a ver repulsa por todos lados: Pemex, los maestros, en el campo, los estados del sur, le va seguir el centro del país; de aquí en adelante si el gobierno ejerce opresión en los rincones del país, se va demostrar quién es el subversivo, el traidor a la patria, porque muchos vamos a conducir acciones apegados al marco de la Constitución, para quitarte el puesto, y sea juzgado con la pena que le corresponde”.

“Hoy las fuerzas armadas usan la política del terror para amedrentar al pueblo, para que no se defienda, mientras el gobierno pretende quitarle los recursos naturales renovables y no renovables de los que depende la vida de nuestro país. Pero el ejército también es pueblo, llegará el momento en que se niegue a disparar contra éste y la policía se niegue a masacrarlo. De aquí en adelante el pueblo no se va quedar tranquilo, a mayor represión, más resentimiento y por lo tanto mayor organización, sin necesidad de violencia; el gobierno se está preparando para usar las armas, para reprimir, pero no se le dará la oportunidad de aplicarlas contra el pueblo” sentencia Montemayor Aldrete.

Por su parte, el politólogo Emilio Esquinca declara a Revolución TRESPUNTOCERO que “Peña Nieto ha sido el peor de los fracasos que ha tenido que pagar el país, ahora que inicia una nueva etapa, con nuevo Congreso, buscará finalizar el proyecto de compra-venta del país con el vecino del norte, cumpliendo así un proyecto que inicio con el Tratado de Libre Comercio y se sella con la entrega del agua, ya que el petróleo está hecho”.

Y asegura: “cabe señalar que Peña Nieto es un presidente mediocre y por lo mismo débil, que arruinó en menos de tres años al país, llevando en su historial como principales atrocidades, el caso de los 43 estudiantes desaparecidos, su casa blanca y sus varios conflictos de intereses, su inservible combate al narcotráfico, además de la latente pobreza y desempleo, por mencionar solamente algunos puntos, que continuarán si el pueblo en conjunto no toma conciencia y lucha por la vía pacífica, ya que tiene la razón en su poder”.

Montemayor Aldrete propone: “para hacerle frente al gobierno existen tres opciones, la primera es resistencia civil pacífica, se sigue asesinando gente, vamos por el camino de Nelson Mandela, y la tercera sería ejercer la Constitución hasta las últimas consecuencias, las cuales ya se aplicaron en el caso de la invasión francesa, es por ello que el pueblo mexicano tiene experiencia de ejercer la Constitución contra los traidores y contra los enemigos de la patria”.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: