FPDT Actividades para conmemorar represión en Atenco, a 10 años, 3 y 4 de mayo 2016

Publicado el Mayo 3, 2016, Bajo Noticias, Autor MonaLisa.

Ejidatarios inundaron sus tierras para evitar los trabajos para la edificación del AICM
Ejidatarios inundaron sus tierras para evitar los trabajos para la edificación del AICM, el pasado 28 de abril. Foto Javier Salinas

San Salvador Atenco. El Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT) anunció una serie de actividades para los próximos 3 y 4 de mayo, al conmemorarse 10 años de la represión y toma del poblado de San Salvador Atenco por parte de Policías Federales y estatales, donde fueron detenidos más 200 campesinos, hubo vejaciones y abuso sexual hacia decenas de mujeres y fueron asesinados, el estudiante de la UNAM, Ollín Alexis Benhumea Ramírez y el joven Francisco Javier Cortés.

Por Javier Salinas, corresponsal, La Jornada

Los campesinos señalaron que el día martes 3 de mayo harán una misa en honor a los activistas caídos durante su lucha, que oficiará el padre Miguel Cocha Malo; además habrá una conferencia de prensa para dar a conocer su postura por el movimiento que realizan contra la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de Mèxico (AICM) y su infraestructura en sus tierras.

También, tendrán actividades culturales y la proyección del video “Atenco 10×10” en la plaza principal de Atenco.

El día miércoles 4 de mayo colocarán una ofrenda al estudiante asesinado, Alexis Benhumea en el sitio donde cayó herido por un proyectil de gas lacrimógeno. Asimismo, marcharán desde San Salvador Atenco hacia el Ángel de la ciudad de México, pasando por los municipios de Texcoco, Chicoloapan y Nezahualcóyotl.

En mayo de 2006, en San Salvador Atenco y Texcoco ocurrio una serie de enfrentamientos entre la policía y pobladores.

El 3 de mayo de ese año la lucha por los espacios para la venta en vía pública, frente al mercado municipal, Belisario Domínguez en Texcoco, fue la detonante para que el gobierno actuara contra el movimiento atenquense que años atrás (en 2002) había echado abajo el proyecto de construcción del nuevo aeropuerto.

Ese día, los miembros del FPDT fueron reprimidos y se atrincheraron durante nueve horas en una vivienda, de donde fueron sacados a la fuerza y detenido el dirigente Ignacio del Valle Medina.

Al mismo tiempo y en respuesta a la acción policíaca, los pobladores de Atenco bloquearon la carretera y la policía los enfrentó deteniendo a decenas de ellos.

Ese 3 de mayo, durante el enfrentamiento, el joven de 14 años, Francisco Javier Cortés Santiago cayó asesinado por un disparo de arma de fuego, en posesión de los policías.

La madrugada del 4 de mayo, la acción policiaca continuó contra el pueblo de Atenco y miles de policías incursionaron en la comunidad. Utilizando gases lacrimógenos, catearon casas, detuvieron a cientos de ejidatarios y en el traslado hubo abuso sexual hacia las mujeres.

En la refriega fue herido el estudiante de la UNAM, Ollín Alexis Benhumea Ramírez, quien fue impactado por uno de los proyectiles de gas lacrimógeno, lanzados por la policía y quien 34 días después murió.

El dirigente, Ignacio del Valle Medina, fue encarcelado en el penal de máxima seguridad del Altiplano y condenado a 112 años de prisión, quien a la postre lograra su liberación años después. También más de 200 campesinos fueron recluídos en el penal de Santiaguito.

Del caso, organismos internacionales y organizaciones no gubernamentales documentaron un sin número de violaciones a los derechos humanos, como la Comisión Civil Internacional de Observación por los Derechos Humanos (CCIODH).

Pese a las múltiples denuncias y testimonios de abusos policíacos, golpes, vejaciones y agresión sexual hacia las mujeres, principalmente durante el traslado de los presos y los asesinatos de Alexis Benhumea y Javier Cortés; sólo 21 policías fueron sometidos a proceso, sin que alguno fuera sentenciado.

Hasta la fecha, los miembros del FPDT siguen exigiendo justicia a los autores materiales e intelectuales por las violaciones a las mujeres, por las muertes de Javier Cortés, Alexis Benhumea y José Enrique Espinoza; además de los abusos policiacos.

Han acusado al entonces gobernador del estado de México, Enrique Peña Nieto y ahora presidente de la República; a Eduardo Medina Mora, ex procurador general de república, entre otros funcionarios y exfuncionarios.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: