Nuño contra el Poli

Publicado el mayo 16, 2016, Bajo Columna de opinión, Autor LluviadeCafe.

San Juana M.
Por Sanjuana Martínez
sinembargo
El Secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, está empeñado en generar problemas. No le basta con tener en pie de guerra a medio magisterio, ahora se dispone a bloquear de un plumazo la necesaria autonomía para el Instituto Politécnico Nacional (IPN).

La institución pública de investigación de educación medio, superior y posgrado, fundada en 1936 por el Presidente Lázaro Cárdenas vive auténticos momentos de una crisis fabricada por el propio Nuño Mayer para aplicar las políticas punitivas de su maltrecha Reforma Educativa.

El Poli está por encima de la Reforma Educativa, le guste o no al Secretario de Educación Pública. Más aún, el Poli debe ser autónomo, no una dependencia manipulada y controlada por el Estado y lo que es peor, por el Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Nuño Mayer se niega a entender que el Poli fue fundado con base en los ideales revolucionarios de desarrollo económico para atender a las clases baja y media, las menos favorecidas, pues.

Pero el Secretario Nuño Mayer tiene aires de grandeza presidencial anticipados y juega al todopoderoso. Por lo pronto, cesó a más de 10 mil maestros y a otros 100 mil, les ha descontado días de su salario por haber protestado contra su Reforma inoperante.

Ante el panorama de guerra magisterial en el que vivimos a causa de la incapacidad de conciliación y diálogo del señor Nuño, el Secretario pretende ahora transformar al Poli en una ala gubernamental a sus órdenes, sometida, sin libertad y dependiente de él mismo, de su oficina.

De un plumazo, el Secretario Nuño echó abajo la Ley Orgánica que desde 1981, convierte al Poli en un órgano desconcentrado de la SEP con plena autonomía para estipular sus planes y programas de estudio, así como para construir su propio gobierno interino.

Tal vez, es necesario recordarle al Secretario, que su talante autoritario ha generado ya bastantes problemas al magisterio disidente acosado, perseguido y reprimido por sus huestes y que si sigue por el camino arbitrario y despótico, se encontrara seguramente con una revuelta estudiantil sin precedentes en el Poli.

Los ánimos están caldeados, sobretodo en esas 11 vocacionales que siguen en paro, ahora como protesta por la negativa del Secretario de dialogar en público con los paristas. Los Centros de Estudios Científicos y Tecnológicos, los CECyT, 1, 2, 3, 4, 5, 7, 11, 12, 13 y 15 y el Centro de Estudios Tecnológicos CET 1, son los que mantienen el paro, junto al paro estudiantil de 24 y 72 horas decretadas en las Escuelas Superiores de Ingeniaría Mecánica y Eléctrica en Atzcapotzalco y Culhuacán y no son pocos, como ha intentando hacer ver el funcionario, minimizando esa fuerza estudiantil.

Los miembros de la Asamblea General de Vocacionales lo tienen claro. No van a ceder al chantaje y al autoritarismo gubernamental. Se juegan muchísimo. Está en entredicho la autonomía, el futuro de más de 176 mil alumnos y de 17 mil maestros y la erradicación de los grupos porriles de las vocacionales.

Las consecuencias del talante imperioso y déspota de Nuño son inmediatas: los 950 alumnos de los últimos semestres del Centro de Estudios Científicos y Tecnológicos, Cecyt 5, están en riesgo inminente de perder el semestre a consecuencia del paro estudiantil.

Continuar con el paro fue una decisión de 392 estudiantes, y no son una “minoría radical y con actitud de cerrazón”, más bien son jóvenes que pretenden un diálogo público que el Secretario se niega a sostener.

La represión gubernamental se está fraguando ya. Nuño pretende identificar a través de videos, fotografías y archivos de audio, a los cabecillas para denunciarlos penalmente. ¿Su delito? Participar en el paro de labores en las vocacionales.

Para ello cuenta con su partidario, el director general del Politécnico, Enrique Fernández Fassnacht, y con el abogado general del Instituto, David Cuevas, quienes ya amenazaron a los jóvenes paristas.

La tormenta se avecina, la escalada del conflicto aumenta. Los estudiantes marcharán hoy desde el Casco de Santo Tomás, hacia la Residencia Oficial de Los Pinos para exigir una reunión con Enrique Peña Nieto.

Nuño ha dejado de ser interlocutor para los estudiantes. Y no es para menos. Así lo dejó de ser para la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) con quienes mantiene una tremenda batalla para imponerles su Reforma.

La CNTE ha invitado a los estudiantes del Poli a unirse para protestar contra Nuño, quien sigue con mazo y garrote amenazando con descuentos y despidos para doblegarlos: “Que no tengan duda; la aplicación de la ley y la construcción de un estado de derecho en materia educativa es algo fundamental, es una decisión tomada, y no vamos a dar un solo paso atrás. Es parte de la construcción de este cambio educativo y de la esencia de la Reforma Educativa”.

¿Cuál cambio educativo pretende Nuño? La privatización de la educación ciertamente no es un gran cambio en positivo. El Secretario dice que pretende que el Estado recupere la “rectoría” de la educación, pero esa ya la posee, por eso México está ubicado en los últimos lugares mundiales en la materia, con salarios de hambre para los maestros, escuelas paupérrimas sin medios materiales y un desastre en la calidad, por falta de incentivos y abandono.

Nuño no quiere protestas magisteriales ni estudiantiles, pero él mismo las está provocando. Luego que no se queje.

www.websanjuanamartinez.com.mx

Twitter: @SanjuanaMtz

Facebook: Sanjuana Martínez

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: