Cerrazón y garrote, únicas políticas del gobierno: CNTE

Publicado el Junio 4, 2016, Bajo Noticias, Autor LluviadeCafe.

002n1pol-1
La Jornada
Ante el despliegue de miles de elementos de la policía capitalina para impedir que marcharan hacia el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), maestros disidentes denunciaron que el gobierno federal sólo tiene dos políticas: la cerrazón y el garrote.

Luego de que en dos ocasiones los docentes fueron cercados por cientos de granaderos, primero en el cruce de Paseo de la Reforma y Bucareli, y horas más tarde, en la esquina de Ayuntamiento y Balderas, a tan sólo dos cuadras de la Secretaría de Gobernación (SG), afirmaron que hoy no nos han permitido ir a ningún lado, prácticamente nos tienen secuestrados.

Dirigentes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) afirmaron que el gobierno federal no tiene sensibilidad política para resolver el conflicto. El magisterio disidente está poniendo, aseguraron, toda su voluntad política para negociar. Por ello reiteraron que, pese a las acciones de represión, la coordinadora no va ir para atrás, no nos vamos a cansar hasta alcanzar nuestros objetivos.

En una acción de protesta convocada para exigir nuevamente una mesa de negociación con el gobierno federal, los profesores de la CNTE intentaron por casi cinco horas romper el cerco policiaco que, en un primer momento, les impidió llegar a las inmediaciones del Palacio de Covián, lo que generó el bloqueo de los carriles centrales de Reforma a su cruce con Bucareli, y posteriormente no lograron tampoco avanzar hacia el puerto aéreo.

En tanto, unos 300 profesores de la coordinadora magisterial mexiquense contra la reforma educativa fueron detenidos por al menos 500 elementos del cuerpo de granaderos de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina (SSP-CDMX), en calzada General Ignacio Zaragoza, cerca del Metro Gómez Farías, donde pensaban ingresar para trasladarse al AICM.

Ante el bloqueo de policías y maestros, se mantuvieron cerrados por tres horas los carriles centrales de la citada vialidad en su sentido hacia el Zócalo capitalino, lo que congestionó el tránsito.

Los maestros disidentes también denunciaron que desde las primeras horas de ayer, se realizaron operativos en carreteras de ingreso a la capital para impedir el paso de los contingentes magiteriales, como ocurrió con ocho autobuses de la sección 18 de Michoacán que permanecieron varias horas detenidos en una caseta de la carretera México-Toluca.

Por la mañana, cerca de 500 educadores de Michoacán, Chiapas, Guerrero, Tabasco, estado de México y Ciudad de México avanzaron en operación hormiga desde su plantón en la Ciudadela hacia la Torre del Caballito, en el cruce de Paseo de la Reforma y Guerrero. Sin embargo, antes de que llegarán al lugar fueron encapsulados por policías locales.

Los dirigentes nacionales de la CNTE, encabezados por los secretarios generales de Chiapas, Adelfo Alejandro; de Michoacán, Víctor Manuel Zavala; de la Ciudad de México, Enrique Enríquez, y Francisco Bravo, de la dirección política, permanecieron cerca del edificio de la Lotería Nacional, junto con algunos docentes.

Los profesores exigieron a los gobiernos federal y local que se desactivara el operativo policiaco para poder marchar hacia Gobernación. Sin embargo, para las 11 horas se había movilizado a cientos de granaderos en las inmediaciones de esa dependencia, y la calle de Bucareli, avenidas Juárez, de la República y Paseo de la Reforma.

Hoy el gobierno asumió una respuesta represiva, autoritaria y antidemocrática. Venimos a exigir nuestros derechos de audiencia, de tránsito y de libertad de expresión. No nos han permitido avanzar y nos mantienen prácticamente secuestrados, a pesar de que anunciamos una marcha pacífica, afirmó Francisco Bravo.

No es la CNTE, agregó, la que bloqueó las vialidades, fueron los miles de policías que desde la madrugada desplegaron en las inmediaciones del AICM, de la SG y del plantón de la Ciudadela.

Durante casi tres horas los mentores intentaron avanzar hacia la SG. Luego de una negociación que permitió el retiro de la valla de policías que les impedía el paso, el contingente arribó a la dependencia.

Una comisión de dirigentes solicitó ser atendida para reiterar su derecho de audiencia, pero ningún funcionario federal respondió a su solicitud. Ante ello, determinaron marchar hacia el AICM, pero sólo lograron avanzar dos calles, hasta la esquina de Ayuntamiento y Balderas, donde otro cerco policiaco les impidió pasar.

En tanto, el contingente de maestros mexiquenses alcanzó un acuerdo con los elementos de seguridad para que se les permitiera el acceso al Metro, a fin de trasladarse a las inmediaciones de la SG y sumarse a la protesta de sus compañeros. Lo mismo ocurrió con el convoy de autobuses procedentes de Michoacán, que arribaron al plantón de la Ciudadela cerca de las 2 de la tarde.

Ante la imposibilidad de continuar su marcha hacia el AICM, los dirigentes de la CNTE anunciaron que este sábado se reunirán para hacer un balance y un nuevo plan de acción, tras informar que este viernes en 28 entidades hubo acciones de protesta. Cerca de las 4 de la tarde, el acto concluyó con mitin y el regreso de los docentes a su plantón en la Ciudadela.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: