@lopezobrador_ en Monterrey: “La culpa no es de Peña, sino de quienes lo impusieron”

Publicado el septiembre 9, 2016, Bajo Política, Autor Lirio.

AMLO

Las pifias en las que ha incurrido el presidente Enrique Peña Nieto no son sus culpas directas, sino de las personas que lo impusieron en el puesto, afirmó hoy Andrés Manuel López Obrador, presidente nacional del Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

En el municipio rural de Linares, durante el segundo día de su gira por Nuevo León, el aspirante a la Presidencia de la República consideró que la clase política y hasta la prensa ya le faltan al respeto al mandatario, como se ha observado en sus apariciones públicas recientes.

POR LUCIANO CAMPOS GARZA, MONTERREY, NL (apro).- 8 SEPTIEMBRE, 2016

También te recomendamos:
Ofrece “El Bronco” coordinar campaña de AMLO “si se lanza como independiente”

“No es sólo culpa de él, sino de arriba. Peña no tiene capacidad y yo no sólo culparía a Peña, sino a los que lo impusieron, porque es una mafia. Entonces ponen a puro títere, a puro pelele. Los de la mafia del poder se burlan de Enrique Peña. Ya convirtieron a Peña como el payaso de las cachetadas. Hasta los que le hacían la barba, periodistas que hace seis años lo alababan, le quemaban incienso, ahora ningunean a Peña”, dijo en esta localidad ubicada al sur de la entidad.

López Obrador recordó una entrevista reciente en la que el conductor (Carlos Marín) “reprendió” al presidente de México, cuando anteriormente lo “obedecía”. Por ello, dijo que ahora ya lo convirtieron todos en un “chivo expiatorio”.

El tabasqueño agregó: “No hay que dejarse engañar, porque se tiene que buscar que se logre un cambio de verdad, no seguir con lo mismo. Los de la mafia ya que soltaron, dejaron caer a Peña, pero buscan la forma, traman cómo van a imponer a otro para que no se den los cambios, para que Morena no llegue al 2018”.

Según el excandidato presidencial, Peña Nieto ha sido “muy mal gobernante”. Sin embargo, pidió “que no manipulen a los ciudadanos, porque la mafia del poder prepara un recambio y hacen creer que ya viene alguien que va a ser mejor, pero ya no les va a funcionar”.

En su mensaje, el líder de Morena reveló que el actual presidente priista es el que “más ha endeudado al país en décadas”. Aseguró que los compromisos contraídos en esta administración son “mayores” que los que contrajeron José López Portillo o Luis Echeverría.

Por ello, consideró “urgente” que transcurran los 21 meses que faltan para que termine el actual sexenio. Y es que, dijo, con la salida de Peña Nieto terminarán los “repudiados gasolinazos, los cuales son producto de un timo, pues la ciudadanía recibió como promesa que no habría incrementos en este rubro”.

A decir de López Obrador, la situación del país no mejora. “Creo que ayudaría que se detuviera la degradación. Es decir, que no se agravará la crisis y que entregarán de manera ordenada el gobierno. Peña entregará en orden, hasta donde se pueda, el gobierno para iniciar una etapa nueva”, dijo.

El morenista anticipó que en su visita a Cadereyta Jiménez denunciaría el abandono del que ha sido objeto la refinería que mantiene al municipio conurbado de Nuevo León.

“Se robaron mucho dinero destinado a la reconfiguración de la refinería de Cadereyta y ahora está operando al 40% de su capacidad y le invirtieron como ocho mil millones de pesos, fue un fraude”, expuso.

Este viernes, López Obrador continuará su gira por Nuevo León en los municipios de Santa Catarina, San Pedro y San Nicolás.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: